lunes, 5 de julio de 2010

HISTORIA DE LA GUITARRA ELÉCTRICA

A principio de los años treinta del siglo XX empezaron a fabricarse los primeros instrumnetos tipo laúd, con pastillas amplificadoras, como la guitarra hawaina.

Pero no fue hasta 1936, que Gibson lanzó su guitarra ES-150. Su diseño estaba basado en la típica guitarra española (ES quiere decir Electric Spanish).
Hasta entonces los guitarristas aun siendo virtuosos, pasaban totalmente desapercibidos en las grandes orquestas, sobre todo, tocando en directo en grandes locales, puesto que con la fuerza de los instrumentos de viento y de percusión hacían del todo imposible que sonasen las guitarras por mucho empeño que pusieran sus guitarristas..
A partir de ese momento, se empezarían a oír con el volumen que necesitaran según el momento, gracias a las pastillas acopladas a la caja acústica y los amplificadores de sonido.


La guitarra eléctrica sólida, sin caja acústica fue inventada por Leo Fender. Desde principio de los 40, Leo le estuvo dando vueltas a la fabricación de una guitarra totalmente original y distinta a la de caja acústica tipo guitarra española.






No fue hasta 1938 que su idea empezó a tomar forma, pero por lo que sabemos, no se empezó a comercializar hasta 1949, con el nombre de Broadcaster. La guitarra tuvo un enorme éxito, pero Leo tuvo que cambiar el nombre por Telecaster.


Más tarde después de que Gibson lanzara en 1954 su famosa Les Paul, Fender saca al mercado la guitarra eléctrica más fanosa de todos los tiempos. La Fender Stratocaster. Esta guitarra presentaba un sistema innovador que perdura hasta nuestros días. Su sistema de vibrato (la palanca situada en el puente), posibilidad de cambiar la afinación de la guitarra de un golpe, hace que sea la preferida de cualquier guitarrista, por los efectos de sonido que este sistema conlleva.


Uno de los grandes grupos instrumentistas de finales de los años cincuenta, formado a base de guitarras eléctricas Fender, The Shadows (grupo que acostumbraba a acompañar a Cliff Richard),ayudó, y de que manera a difundir la marca Fender, por lo menos en Europa. Bruce Wells llevaba la Telecaster como Guitarra de acompañamiento, Hank Marvin la Stratocaster y Jet Harris el bajo Fender.

¡Quien no soñaba con tener una, en esa época!





A partir de ese momento, todos los guitarristas de Rock & Roll sueñan con ella.
Su sonido es muy característico y peculiar, hasta tal punto de que es fácil distinguirlo del sonido de las demás guitarras. El volúmen de dicho sonido, ayudado por los amplificadores de válvulas de la misma marca, lo realzan sin perder ni un ápice su calidad. ¡Aquello era la bomba!




Hasta nuestros días, ha sido uno de los modelos más utilizado por los grandes solistas, como Hank Marvin, Jimmy Hendrix, Jeff Beck, Eric Clapton, Buddy Guy, Mark Knofler, David Gilmour, Stevie Ray Vaughan, Eric Johnson, Yngwie Malmsteen entre otros.

No olvidemos que , aunque algunos guitarristas han preferido Fender sobre
Gibson, la mayoría de ellos son amantes de las dos marcas. David Gilmour por ejemplo, es fácil verlo tocar tanto una Fender como una Gibson. Lo mismo pasaba con el tristemente desaparecido Stevie Ray Vaughan.

Gibson no tarda en sacar al mercado su primer modelo sólido. Sería dos años más tarde de la salida la mercado de la Fender Stratocaster, y saldría con el nombre de Gibson Les Paul Standard. Este modelo de los años cincuenta es muy difícil de en contrar hoy día, y se barajan varios cientos de miles de euros por la compra de un modelo original de esa época (1959). Está considerado uno de los modelos más caros de mundo.

Durante la década de los sesenta, la mayoría se decantaba por los modelos Fender y concretamente por la Stratocaster, hasta el punto de que la Les Paul pasó desapecibida. Solamente permanecian fieles a ella los guitarristas de blues como por ejemplo, B.B. King, de Rythm & Blues como Chuck Berry, otros como Jimmy Page (de Led Zeppelin), Angus Young (A.C. D.C.), Noel Gallagher (de Oasis), Pete Townshend (de The Who, aunque este prefería más la Fender), Joe Perry (Aerosmith), y Keith Richards (The Rolling Stones), entre muchísimos.

Hoy en día, los fanáticos de la marca la han revalorizado, llegando a ser una pieza de coleccionista..

No hay comentarios:

Publicar un comentario