viernes, 16 de enero de 2015

EL PELIGRO DE LA POBLACIÓN MUNDIAL


Mucho se habla sobre el problema del crecimiento de la población mundial, pero no al nivel informativo que el problema se merece, No se le acaba de dar la importancia que realmente tiene. Nos preocupamos de la existencia diaria, por razones obvias, y no pensamos en lo que se nos viene encima.
Sencillamente, llegará un momento que el planeta se nos quedará pequeño. Y eso, por desgracia, no tardará mucho. Lo pagarán nuestros hijos y nietos.


¿Que estamos haciendo para remediarlo? ¡Nada!  Aunque en la sombras, con cierta discreción, las grandes potencias trabajan sin descanso para remediarlo.
Es más, en los países subdesarrollados, las poblaciones crecen de manera desorbitada, sin pensar en las consecuencias que ello conlleva. Falta de agua, de alimentos, alta mortandad, falta de recursos propios para subsistir, pero eso sí, hijos a discreción sin pensar en el porvenir, en vez de concienciarse de que el problema se agrava cuanto más aumenta la población.
Y los países más ricos tienen que ayudarlos a sobrevivir porque ellos no se han preocupado de su subsistencia. No se adaptan a los cambios tan rápidos que está viviendo la humanidad en general.
Muchas ONGs tienen que sacrificarse y desplazarse a sus hábitats para enseñarles cosas tan elementales como  encontrar agua, canalizarla, tener higiene personal para evitar enfermedades, etc.

Pero repasemos un poco como ha ido la evolución de la población mundial desde que se tiene conocimiento.

Paleolítico inferior: se estima en 150.000 habitantes, todos en África
Paleolítico medio (hace unos 300.000 años): 1 millón repartidos por Europa, Asia y África.
Hace 10.000 años: 5 millones repartidos en todos los continentes.

A comienzos de la Era Cristiana: 300 millones
Año 1000:   310 millones
        1500:   500
        1750:   791
        1800:   798
        1850: 1262
        1900: 1650
        1930: 2000
        1950: 2519
        1960: 2982
        1970: 3692
        1985: 4831
        1990: 5264
        2000: 6071
        2010: 6851
        2014: 7200

Da miedo ver que en los últimos 500 años hemos pasado de unos 500 millones a más de 7000 millones de habitantes.
Y lo más triste es que hay países donde la superpoblación es realmente sobrecogedora debido a su exagerada desproporción. Totalmente irresponsables.
Asia tiene actualmente  4.500 millones de habitantes, de los cuales, solo en China hay algo más de 1.300 millones). Y no digamos la India.
Hay capitales como Tokio con más de 41 millones de habitantes, o El Cairo, en África, con más de 20 millones, igual que Sao Paolo en Brasil, que desequilibran las estadísticas.

La Tierra está sobrellevando un peso inaguantable. Es como un perro repleto de garrapatas que acabarán irremisiblemente con él.
Los países más desarrollados son conscientes de esta grave situación, pero mejor no hacer mucho énfasis en ello, para que no cunda el pánico.
De hecho, desde hace años, esta cuestión ha sido tratada con seriedad.
Hay un libro que describe como se desarrollará el futuro de la humanidad a base de alternativas, cada una de ellas con una solución estudiada. El libro se llama "Alternativa 3" , basado en un programa de la BBC británica, difundido en 1977.  En plena guerra fría, las grandes potencias ya colaboraban en tomar decisiones sobre el futuro de la humanidad motivado por el exceso en progresión geométrica de población.

Así pues, se comprende que hay que distraer a la población, desviando la atención con problemas que nos preocupen de verdad en nuestro día a día, como el paro, la corrupción, las guerras, el terrorismo, la religión, .......y olvidar un problema realmente grave, que preocupa a la humanidad entera, como es la superpoblación.
Éste si que es un problema serio que debería ser afrontado con valentía aunando esfuerzos entre todos los países del mundo.

Somos como un hormiguero, o un panal de abejas, que ha llegado al límite de la superpoblación. Una nueva reina emigra del hormiguero o del panal hasta encontrar un lugar nuevo en el que ella y sus seguidores funden una nueva colonia.
Éste es el motivo por el que la NASA busca de forma ansiosa y desesperada algún planeta de algún sistema solar que tenga las características apropiadas para que los humanos podamos continuar viviendo y continuando la especie..
Es la única y última alternativa posible a nuestro fin. Aquí, en la Tierra, nos quedaremos los que formamos parte de la gran humanidad que no merece la pena salvar, sea por el motivo que sea.
Y este será nuestro final. ¿Cuando llegará? Yo diría que aún tenemos varias generaciones para contarlo, pero al ritmo que vamos, el fin, tarde o temprano, depende de las medidas que se tomen, está relativamente cerca.
Solo marcharán los elegidos o los poderosos, para empezar un nuevo ciclo en algún lugar de nuestro universo. Siempre se salvan los mismos.

Los viajes a nuestro satélite, la Luna, y a nuestro vecino planeta, Marte, no son más que el preámbulo de lo que estoy diciendo. Nosotros no lo veremos, pero todo llegará. Al tiempo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada